Proyecto nacional del FFOIP busca enfrentar cambio climático en el rubro pesquero

Para enfrentar el cambio climático y el fenómeno de El Niño, la Corporación Pescadores del Norte, ejecutó el proyecto nacional del Fondo de Fortalecimiento de las Organizaciones de Interés Público, “Fortalecer los conocimientos de los pescadores artesanales de Caleta Arica (Arica y Parinacota) y Caleta Chica (Tarapacá), para contribuir a la conservación de los recursos hidrobiológicos y sensibilizarlos en torno al cambio climático”. A través de éste, los trabajadores del rubro pesquero realizaron una serie de talleres de concientización de medidas mitigatorias y una guía de buenas prácticas, la cual sirve como herramienta para la explotación sustentable.

Este proyecto fue el único de la región que se adjudicó el monto máximo otorgado por la Secretaría Regional Ministerial de Gobierno, favoreciendo a 80 pescadores artesanales que forman parte de los sindicatos y organizaciones acuícolas, con casi 10 millones de pesos.

El seremi de Gobierno, Nicolás González, participó del cierre de los talleres y conversatorios, destacando la agenda de Gobierno que sitúa las problemáticas ecológicas como eje central. “Siendo este el primer gobierno verde, es realmente importante lo que ha sucedido en la región de Arica y Parinacota, donde tenemos una organización social que es una corporación de pescadores, quienes se están preocupando de sensibilizar en torno al cambio climático, y tomando cartas en el asunto. Así como nosotros nos alegramos de haber podido financiar este proyecto, que busca generar círculos virtuosos y de comunicación entre entidades, y también para poder formar a los pescadores y que puedan tener un insumo, que es esta guía práctica, que podrán utilizar en su quehacer diario”, subrayó la autoridad regional.

50 puntos clave de la Ley de Pesca

El proyecto cumplía por objetivo entregar conocimientos a los pescadores artesanales en el ámbito del cambio climático, su adaptación y la forma de contribuir a la conservación de los recursos hidrobiológicos. Para ello, se entregó una guía de buenas prácticas, donde se establecen todos los efectos del cambio climático, ya sea en el ambiente físico, social y el ecosistema.

También, se conocieron los 50 puntos clave de la nueva ley de pesca que involucra; reconocimiento y respeto de la cultura pesquera artesanal, áreas de resguardo temporal de recursos hidrobiológicos, espacios marinos propios de la pesca artesanal, reconocimiento de la institucionalidad pública pesquera, entre algunos.

Ruth Briones, presidenta del Sindicato de Pescadores Artesanales de Altura en Arica, expresó estar contenta con el taller que les dio a conocer la normativa y los 50 puntos clave de la nueva ley de pesca que se presentarán en el parlamento. “El primer taller fue sobre las normativas y la nueva ley de pesca y el segundo taller del cambio climático y cómo nos está afectando la corriente del Niño; qué hacer, cuidados y cómo proteger la economía”, manifestó.

Agregando que “en la caleta ya no hay mariscos, no hay pescados, está difícil la situación, se está analizando, estudiando, se está viendo qué pasos a seguir en esta situación, porque los pescadores son bastantes y tenemos que estar unidos como sindicato par a ver cómo soportar esta crisis”.

Alberto Olivares, presidente de Corpenor y del Sindicato Sipabarca de Arica definió esta instancia como un “tremendo logro regional”, haciendo hincapié en la importancia de problematizar las consecuencias regionales del cambio climático. “Para nosotros es una oportunidad de entregar nuestros conocimientos. Para los pescadores artesanales es bien difícil la subsistencia, porque hay pocas especies a extraer, por temas de sobreexplotación y causas naturales; como los que estamos viviendo con el evento El Niño. El apoyo que hoy estamos entregando a nuestros pares, por medio de esta guía, es que buscamos proteger nuestra área de trabajo con medidas veraces, y por sobre todo, autoridades comprometidas en la sustentabilidad de los recursos naturales”.